Inicio » Música » Searching for Sugar Man: Buscando al hombre de azúcar

Searching for Sugar Man: Buscando al hombre de azúcar

Searching for Sugar Man es una obra de arte y una carambola del destino tan rebuscada que nadie se atrevería a inventársela. Después de ver este documental (se llevó el Oscar este año por cierto)  uno se queda un buen rato reseteando al cerebro.

¿Cómo es posible que algo así ocurra? Pero sucedió de verdad, y ninguna ficción puede acercarse a los hechos que narra, de manera impecable, esta cinta.

Si sois músicos deberíais verla, si sois periodistas también. En general si sois humanos más os vale echarle un ojo. Se os quedará grabada, os lo aseguro.

Pero, ¿de qué va Searching for Sugar Man? Os cuento un poco sin desvelaros nada más que lo que se cuenta en la sinopsis de la carátula.

En 1968 un par de productores (de los de verdad, de los grandes) descubren en un tugurio de Detroit a un artista que les zarandea el alma con su voz y sus canciones. Rodríguez. Enamorados de su música le pruducen (eso hacen los productores) un disco que lleva por título Cold Fact, una obra maestra que vende un total de…seis discos en Estados Unidos.

El artista graba un segundo disco que cosecha el mismo éxito. Rodríguez desaparece de la faz de la tierra y en las calles se comenta su macabro suicidio. No me digáis que no es el punto de partida suculento, pero hay más. Alguien se lleva Cold Fact a Sudáfrica y el boca oreja (que es la mejor red social que hay) encumbra los discos de Rodríguez que se convierten en un símbolo en la lucha contra el Apartheid. Vende millones discos en el país. Es más famoso que Elvis, pero nadie sabe quien es este hombre. Del Rey había información: movía la cadera, fue a la mili, tiró de la anilla (graciosa metáfora de mi amigo Bubi que hace referencia a engordar)…de Rodríguez nadie sabía nada. Absolutamente nada. Solo funestas historias sobre su muerte.

Así que dos fans sudafricanos se lanzan en busca de información sobre su ídolo, quieren rescatar su historia y rendirle homenaje. Objetivo: Saber como murió realmente Rodríguez.

searching

Y hasta aquí puedo leer…

Solo puedo deciros que el resto de esta joyita es, si cabe,  aún más sorprendente.

A lo mejor no triunfó por el nombre. Si te llamas Sixto Rodróiguez lo mejor es que montes un churrasco y te forres. Y si pesas 110 kilos y te mola, pues mejor. El caso es que el tío en Sudáfrica era una leyenda absoluta y en su casa no lo conocía ni Dios, a saber cómo acabó. A lo mejor el disco de Quatro d Abril fue un éxito descomunal en Huelva o en Chile. ¿Y si resulta que soy un ídolo de masas en Alcoy o en Lugo y aún no me he enterado? Avisadme no me jodáis.

Más cosas. La música de este hombre es algo simplemente acojonante. Una voz y unas canciones que te agarran del cuello y te obligan a escuchar lo qué dicen y cómo lo dicen. Un descubrimiento total el de Sugar Man. Un artista al que el público dio la espalda y el tiempo empieza a poner en su sitio. Un olvidado de lujo. Ahora este documental insufla vida a un artista que jamás debió pasar desapercibido.

Hacedme caso y echadle un vistazo. Aún tengo el cerebro de gallina.

¡Salud hermanos!

8 pensamientos en “Searching for Sugar Man: Buscando al hombre de azúcar

  1. Todo el mundo habla maravillas de esta película. Desde luego aquí en Asturias ni siquiera se le pasó por la cabeza a ningún cine exhibirla. Carente de recursos para bajar a la capital o abonarme al plus, espero ansiosa adquirirla en DVD . Leí el reportaje de la Rolling Stone de mayo. Un tipo peculiar. Otro de esos misterios que la música nos da. ¿Sabes si en Madrid la ponen aún en algún cine? Ya que bajo a ver a unos tipos que tocaban rock, podía aprovechar. Por cierto, muy grande tu amigo Bubi , a partir de hoy cambiaré el “Uff , creo que la operación bikini no ha llegado a tiempo” por “Uff, creo que he tirado de la anilla “.

    Me gusta

  2. Querida Lorena:
    Gran metáfora. Tirar de la anilla es toda una religión en según qué círculos. Esta jota ya está disponible en DVD así que ya que bajas a Madrid pillatela en el FNAC. No tiene desperdicio y ya que estás te pillas el disco y ya eres campeona del mundo.
    Un saludo desde Sudáfrica.

    Me gusta

  3. Lástima que sólo tenga dos discos. Llevo 2 meses canturreando las canciones de este tío y en mi casa ya lo empiezan a aborrecer…thanks for your time then you can thank me for… argh!

    Me gusta

  4. Ostras ! Me acabo de dar cuenta que escribí el mensaje sin las gafas de rompetechos y el corrector de Samsung no ayudo . Perdón. Estudié la eso pero se escribir. De cabeza a la fnac . Gracias

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s